sábado, 31 de mayo de 2014

EL OCASO DE LA TRISTEZA (Quinto Capítulo)

V
El miedo es una emoción que se fabrica en algún rincón de la mente y va expandiendo sus tentáculos en todo nuestro organismo, provocando una descarga de ansiedad que explota en el corazón. Su máxima expresión es el terror. Existe un miedo real, el cual podemos medir según la intensidad de la amenaza. Supongamos que camino a casa nos topamos con una jauría de perros hambrientos, el temor a ser atacados nos hará cambiar de dirección; si no experimentáramos esa sensación lo más probable es que  acabaríamos en un enfrentamiento con los animales;  pero existe otra forma de miedo, que Sigmund Freud definió como miedo neurótico,  cuando la intensidad del ataque de miedo no tiene ninguna relación con el peligro; es decir aquél temor que nos produce la oscuridad, nuestras pesadillas, la soledad o una aparición misteriosa como aquél paquete con el muñeco decapitado dentro.